El Diario Digital
Politica

El radicalismo salteño se debate entre ser “Saencista” o kirchnerista

La UCR oficializó su cronograma electoral y tendrá elecciones el 12 de mayo, en la que se elegirán las autoridades partidarias. Los afiliados deberán optar entre funcionarios del gobierno provincial y representantes del kirchnerismo.

Por Wenceslao Dieguez

Hasta el 22 de marzo, se habilitó la presentación de afiliaciones para que puedan ser incorporados al padrón de afiliados habilitados para emitir su voto. Luego la junta confirmó las siguientes fechas para los distintos sectores que participarán de los comicios:

Exhibición de Padrones Provisorios: 25 de marzo de 2024.

Presentación de Apoderados y Reserva de Listas: 1 de abril de 2024.

Fin del Periodo de Inclusión y Tachas al Padrón Electoral: 12 de abril de 2024.

Publicación del Padrón Definitivo: 16 de abril de 2024.

Presentación de Listas: 19 de abril de 2024.

Cierre de Impugnación de Listas: 23 de abril de 2024.

Oficialización de Listas: 24 de abril de 2024.

Presentación de Boletas: 29 de abril de 2024.

Cierre de Impugnación de Boletas: 02 de mayo de 2024.

Oficialización de Boletas: 03 de mayo de 2024.

Designación de Autoridades de Mesa: 09 de mayo de 2024.

La elección será el 12 de mayo y la proclamación será el 15 de mayo.

En la actualidad y gracias “ingenierías legales” y la ayuda del Comité Nacional, Miguel Nanni, con el mandato vencido, sigue al frente de la UCR.

No hay un solo radical que no critique su gestión, pero aún así el cafayateño en las próximas horas presentará una lista par competir nuevamente por la conducción partidaria, esta vez él no podrá ser candidato.

“Nuevo Camino” fue su proyecto político inicial, un emprendimiento que buscaba crear “algo nuevo” desde el radicalismo, pero sin la UCR. Hoy a casi una década de su inició esta idea hace agua.

Pero también muchos usaron esa plataforma para hacer una suerte de carrera política, como el caso del ex intendente Mario Mimessi, hoy funcionario de primera línea del gobierno de Gustavo Sáenz.

Pero esto no es nuevo en la UCR de Salta, ejemplos como Carlos Humberto Saravia, titular del ENTE, o Matías Posada, funcionario o legislador de cualquier partido, menos de la UCR. Los ejemplos son muchos, demasiados.

Hoy el radicalismo salteño afronta un proceso de renovación en medio de la reconfiguración del mapa político nacional.

La llegada de Martín Lousteau a la conducción nacional y la salida de Gerardo Morales fueron puntos que influyeron en el reordenamiento radical con la llegada con el abiertamente kirchnerista Martín Lousteau, cuya titularidad en la UCR nacional se debió, en parte, por los votos de los delegados salteños.

No hay muchos nombres nuevos en juego, pero si, en esta ocasión, una fuerte participación de la dirigencia del interior y es algo esperable después de la desdibujada gestión de Rubén “El Chato” Correa, funcionario de la Universidad Nacional de Salta y uno de los principales referentes del kirchnerismo dentro de la UCR.

Es imborrable para los afiliados el recuerdo de cuando Correa facilitó el edificio del Comité Provincia para el cierre de campaña de Biella.

Volviendo a los candidatos, los que más destacan son el diputado Santiago Vargas, aliado del Mimessi y del gobierno provincial, para presidir la UCR. “Sería bueno que Vargas gane la interna y tenga la oportunidad de conocer el Comité”, la acida “chicana” provino de un viejo dirigente, pero la realidad es que muestra la evolución del radicalismo del departamento San Martín, que creció más bajo la sombra del gobierno provincial, que de la UCR.

También del norte, pero del departamento de Orán esta Carlos Manzur, sin dudas el candidato de mayor chance, pero con una fuerte impronta kirchnerista. Siempre tuvo buenas performances en San Ramón de la Nueva Orán, tanto en las generales como en las internas. Fuerte defensor de Martín Lousteau, hoy camina la provincia para llegar con una lista fuerte para el 12 de mayo.

Posiblemente el candidato menos contaminado por vertientes del peronismo, sea Bernardo Solá, de muy buena actuación en las ultima elecciones, pero de malos desempeños en las internas radicales.

Hoy trata de construir una lista con los llamados “las viudas de Nanni”, que son aquellos que se desilusionaron del cafayateño, los viejos radicales y los funcionarios de segunda y tercera línea del gobierno provincial.

El panorama a días de las internas puede cambiar en cuestión de horas, los radicales tienen una dinámica incomparable para competir entre ellos y una inutilidad genética para las generales.

Related posts

Hasta las manos: La justicia investiga a funcionarios que habrían accedido al IFE

Maca

Repudio de ADEPA al retuit del presidente Alberto Fernández

Eduardo González

Sindicalistas docentes impiden la capacitación de los maestros porteños

Eduardo González